El desarrollador de software Abhishek Singh ha inventado una nueva forma de usar Hololens. Por si no os suenan, las Hololens, son unas gafas inteligentes que a la vez son un ordenador inalámbrico autónomo Windows 10. Utiliza sensores avanzados, una pantalla óptica montada en la cabeza 3D estereoscópica de alta definición y sonido espacial, para permitir aplicaciones de realidad aumentada, con una interfaz natural de usuario con la que usuario interactúa a través de la mirada, la voz y gestos con las manos.

Pues bien, Singh ha recreado el Mundo 1-1 de Super Mario Bros. y ha proyectado los obstáculos y objetos del juego como hologramas en el Central Park de Nueva York.

Habíamos perdido la costumbre de salir a jugar con los amigos al parque y la habíamos sustituido por los videojuegos, ahora podemos combinar ambas cosas.